Destino

By 2:29 ,

                                                                             We heart it

Así fue nuestro encuentro. Tú entrabas, yo salía, y en ese momento de cruce de miradas, el mundo se puso en pausa. Ambos pudimos ver todo lo que nos aguardaba: el vestido blanco, los hijos, los nietos...

Las lavadoras, las cenas, el mocho, las carreras, los deberes, las peleas...

Yo parpadeé asustada.
—Quita, quita —fueron mis palabras.
Corrí despavorida camino de mi casa, donde me esperaba una botella de vino, un libro y la tranquilidad asegurada.

No dejes de leer

0 comentarios